islandia-pasaporte-nomada

que ver en islandia

 

 

Día 2: Landmanalaugar, Geysir, Gulfoss (Círculo de Oro)

Si algo no puede faltar en un viaje a Islandia, es una excursión a las populares “Highlands” o tierras altas de Islandia.

Desiertos de arena gris y montañas heladas por encima de los 500 metros hacen del interior de la isla un lugar inhóspito e inhabitable, solamente accesible en época de verano. Nosotros elegimos el segundo día para conocer un pequeño fragmento de estas conocidas tierras altas. Y aunque son innumerables las excursiones que podemos realizar por el interior de la isla, nosotros elegimos la mítica visita a Landmanalaugar.

Para planificar una expedición a las tierras altas, hay tener presente que es imposible acceder a ellas en un turismo normal y corriente. Las carreteras que conducen hasta allí son las denominadas tipo “F”, lo que significa que se trata de carreteras de alta montaña sin asfaltar, solamente transitables en vehículos 4 x 4. Hay compañías con las que podemos reservar los trayectos de ida y vuelta, por lo que a las 09:00 de la mañana un autocar nos esperará en la estación de servicio N1 de Selfoss para ponernos rumbo a Landmanalaugar.

Durante el trayecto, desde el autocar pudimos contemplar el impresionante Hekla. Hekla significa “el encapuchado”, y no resultará muy complicado encontrar el porqué a su nombre al ver la fotografía que tomamos desde el autocar.

Este impresionante estratovolcán con sus 1491 metros de altitud, se ha convertido el volcán más activo y famoso de Islandia. Los lugareños, viven atemorizados dada la virulencia de sus erupciones y a los turistas que deciden ascenderlo, les recuerdan enérgicamente que se trata de uno de los volcanes más activos del planeta y de la peligrosidad que ello conlleva.

 

volcan hekla en islandia

 

Tras aproximadamente tres horas de trayecto llegamos a la zona de acampada de Landmanalaugar, donde decenas de excursionistas y aventureros del senderismo descansan en las zonas de servicio que ofrece el recinto.

Enseguida nos dirigimos hacia la caseta de información, donde compramos un mapa con indicaciones detalladas de todos y cada uno de los senderos de Landmanalaugar. Son cuantiosas las rutas disponibles en función de las expectativas marcadas. Desde cómodos paseos de un par de horas, a largos trekkings de cinco o seis días de duración que conducen hasta el valle de Porsmork.

Otro itinerario muy popular y que atrae a senderistas venidos de todo el planeta, es el que dirige hacia las playas del sur de Islandia atravesando el imponente Eyjafjayajokull, el volcán de nombre impronunciable que entró en erupción en 2010, cuya nube de ceniza paralizó el espacio europeo durante semanas. Nosotros hemos seleccionado una de las caminatas más habituales entre los excursionistas a Landmanalaugar, la cual comienza a través de un sendero tras la caseta del campamento.

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir zona de acampada de landmanalaugar

 

La ruta comienza con una fuerte pendiente que entre las rocas, conduce hasta una escabrosa planicie de roca volcánica. Desde aquí y con un mullido manto de niebla como telón de fondo, comenzamos a distinguir las características montañas color caramelo que moldean Landmanalugar.

Las paradas a través de la ondulada superficie son constantes y la nieve, como último vestigio del crudo invierno que dejamos atrás, aún permanece junto a la frondosa capa de musgo que recubre las rocas.

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir-landmanalaugar

 

Tras aproximadamente un kilómetro y medio de caminata, llegamos al inicio del valle donde se bifurcan los caminos. Nosotros tomamos el que asciende hacia Brennisteinsalda. El sendero, comienza a elevarse fuertemente cubierto por una gruesa capa de nieve que poco a poco, dificulta nuestra ascensión. Es aquí, en este punto, donde percibimos por primera vez el tan característico olor a huevo podrido que posteriormente nos acompañará en buena parte de nuestro viaje.

La fétida pestilencia, es debida a una fuerte reacción química del azufre que se halla presente en las fumarolas de vapor, cuales manan a través de abruptas galerías desde las profundidades. Los gases volcánicos, a muy elevadas temperaturas y como si de un incendio recién extinguido se tratase, se expanden formando columnas de humo que se elevan verticalmente sobre el paisaje.

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir-landmanalaugar

 

Entre solfataras, el camino continúa ascendiendo hacia Brennisteinsalda y en ocasiones, nos detenemos para percibir el calor que irradia el propio sendero. De nuevo nos volvemos a encontrar con una bifurcación, pudiendo continuar ascendiendo hacia la zona de erupción del Eyjafjayajokull. Sin embargo nosotros, tras deleitarnos con las maravillosas vistas hacia las profundidades del valle, tomamos el sendero de la izquierda que regresa de nuevo hacia la zona de acampada.

 

ruta por la ring road despositos de azufre en landmanalaugar

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir-landmanalaugar

 

Cuando caminas por un glaciar, debes tener mucho cuidado y nunca jamás salir de los senderos señalizados. El primer tramo del descenso discurre por una zona de nieves perpetuas, que cubren una zona rocosa de varios metros de profundidad. No somos los únicos que sufrimos algún pequeño percance al precipitarnos a través de las fisuras que se agrietan en el hielo cuando bajo éste, se halla una cueva entre las rocas.

Tras descender varios metros a través de los helados campos de lava, nos encontramos con un precioso y profundo cañón esculpido por las amarillentas aguas bravas teñidas de riolita que descienden desde las cumbres próximas. Y es que la riolita, es una clase de roca volcánica muy fácilmente reconocible por sus tonos ocres, de grises a rojizos, cuya textura se debe a su corto periodo de cristalización en erupciones volcánicas entre 750 y 800 grados.

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir

 

El pedregoso sendero desciende hasta la garganta del río y a continuación, entre grandes formaciones de piroclastos, prosigue por su margen izquierdo hasta alcanzar el valle, ya próximos a la zona de acampada. Aquí, de nuevo Landmanalaugar vuelve a recompensar nuestro esfuerzo con unas maravillosas vistas hacia las montañas de riolita, aunque en esta ocasión, la claridad nos permite contemplar perfectamente las tonalidades ocres y violáceos de las montañas.

En el lugar, también podemos contratar excursiones a caballo a través de los valles de Landmanalaugar. Sin embargo nosotros, hemos preferido contemplar la belleza del caballo islandés sin necesidad de hacerles pasar un mal rato.

 

landmannalaugar islandia

 

ruta-ring-road-islandia-thingvellir-caballos-islandeses

 

Landmanalaugar significa “baños de la gente”. Muy próxima a la zona de acampada, tras las casetas de la zona de servicios, se halla una fantasiosa y humeante charca natural donde las gélidas aguas del deshielo, se combinan con las hirvientes aguas procedentes de las profundidades. Baños que según las costumbres islandesas, por su puesto no podemos desaprovechar.

 

islandia ruta por la ring road baños en landmanalaugar

 

landmanalaugar piscinas termales

 

Una vez sumergidos en la charca natural, resulta difícil elegir el momento para salir y regresar a la gélida temperatura ambiente. Por ello, decidimos aguardar en ella hasta la llegada del autocar que no llevará de regreso a Selfoss.

El camino de vuelta ha sido algo más relajado y las aproximadamente tres horas de trayecto, pasaron fugazmente mientras somnolientos cabeceábamos sobre los incómodos asientos del autocar. Una vez en Selfoss y sin reparar demasiado en esta pequeña población, nos pusimos rumbo a la zona geotermal de Haukadalur.

Haukadalur, es la zona geotermal que junto a Thingvellir y la cascada de Gulfoss constituye el afamado Círculo de Oro. Para llegar hasta allí, debemos regresar hacia el norte y dirigirnos de nuevo hacia Thingvelllir.

 

 

Ya cerca de las 12:00 de la noche, el sol comienza a caer en el horizonte y a pesar de ser uno de los lugares más concurridos de Islandia, somos los únicos que nos atrevemos a desafiar a Haukadalur.

En la entrada a la zona geotermal, unos paneles informativos ilustran y explican el funcionamiento de los geyseres. Y es que su actividad, es debida al contacto del agua superficial con las rocas calentadas por el magma subterráneo. El agua fría de la superficie, es presionada desde abajo por el agua que se calienta hasta al punto de ebullición, entrando así en erupción cada aproximadamente cinco minutos.

En el interior de la zona, además de varias fumarolas salpicadas en el paisaje, son dos geyseres los que podemos visitar. El primero, Geysir, quien otorgó el nombre original a todos los geyseres del mundo. En la antigüedad, salpicaba agua hirviendo a 80 metros de altura pero lamentablemente, dejó de entrar en erupción al ser atascado por los turistas que arrojaban piedras para tratar de activarlo.

 

ruta-ring-road-islandia-geyser

 

Por suerte, un poco más adelante se encuentra Strokkur, el geyser más fiable del mundo. Sin duda alguna, se trata de uno de los más fascinantes espectáculos de la naturaleza. Su columna de agua hirviendo despedida desde lo más profundo del geyser, puede incluso llegar a superar los 30 metros de altura.

La presión en el interior del abismo, aumenta lentamente bajo la borboteante burbuja color azul brillante que inesperadamente, se comienza a expandir advirtiéndonos así de su inmediata explosión. La impresionante columna de agua hirviendo, es bien visible desde la carretera cada vez que Strokkur entra fielmente en erupción.

 

ruta por la ring road en islandia geyser strokkur

 

ryta por la ring road geyser strokkur

 

Tras deleitarnos en repetidas ocasiones con el imponente chorro de agua de Strokkur, ya cerca de la 1:00 de la madrugada, decidimos dirigimos a la cercana Gulfoss para hacer noche en el aparcamiento de la cascada. Desde el parking no es posible ver la catarata, pero el ensordecedor estruendo nos advierte de su colosal envergadura.

Tras la cafetería de la zona de servicios, se encuentra el sendero que conduce hasta la parte superior de la catarata. De camino a ella, se comienza a percibir las finas gotas de agua que son despedidas con fuerza por Gulfoss, quien de forma imponente, se abre bajo el gran cañón que sus feroces aguas esculpen con bravura.

 

ruta por la ring road cascada de gulfoss

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *